La Comisión Europea ignora la crisis de suministro de tacógrafos inteligentes de segunda generación

tacógrafos inteligentes

En diversos ámbitos institucionales y asociativos de la Unión Europea, ha surgido una preocupación creciente debido a la falta de acción efectiva por parte de la Comisión Europea con respecto a la alarmante escasez de stock de los nuevos tacógrafos inteligentes de segunda generación. Estos dispositivos, que deben ser obligatorios en todos los camiones y autobuses matriculados en los Estados miembros desde el 21 de agosto pasado, están experimentando dificultades en su implementación tecnológica y otros problemas que han retrasado la homologación y producción por parte de los fabricantes.

A pesar de la escasez de stock de tacógrafos inteligentes de segunda generación, la C. E. deja el problema en manos de los Estados aplaza decisión hasta septiembre

De hecho, uno de los fabricantes obtuvo la aprobación de homologación el 17 de agosto pasado, lo que en la práctica ha resultado en la entrega de un número extremadamente limitado de unidades a los fabricantes de vehículos. Estas cantidades son completamente insuficientes para equipar los aproximadamente 300,000 vehículos de transporte que se fabrican anualmente en la Unión Europea.

Más de 40,000 vehículos afectados por escasez de tacógrafos inteligentes; 1.5 millones de sustituciones en 2024

A pesar de esta situación preocupante y de las solicitudes de los Estados miembros, hasta la fecha, la Comisión Europea ha optado por no ofrecer una solución armonizada a nivel europeo. En su lugar, ha dejado el problema en manos de los gobiernos nacionales y ha condicionado cualquier acción futura a la evolución de la situación para el próximo mes de septiembre. Esto es particularmente inquietante, ya que actualmente alrededor de 40,000 camiones y autobuses en toda la Unión podrían verse afectados.

Este enfoque desconcertante por parte de la Comisión Europea ha llevado a muchos Estados miembros a tomar medidas extraordinarias a nivel nacional de manera descoordinada para abordar la situación. Por ejemplo, en España, los Ministerios de Transporte, Industria e Interior han implementado un régimen excepcional de prematriculación, como se informó anteriormente por FENADISMER.

Sin embargo, el problema podría extenderse y empeorar a lo largo de 2024, ya que todos los camiones y autobuses que realicen transporte internacional deberán reemplazar sus actuales tacógrafos analógicos o digitales por el nuevo tacógrafo inteligente de segunda generación antes de que termine el próximo año. Esto afectaría a más de 1.5 millones de vehículos de transporte en toda la Unión Europea.

  • Suscríbete a nuestro boletín

  • Nuestro Podcast

NUESTROS DESTACADOS

Se acaba el plazo para solicitar ayudas para el cambio de tacógrafo

El Gobierno ha recordado hoy a los transportistas que se les acaba el plazo para solicitar ayudas para el cambio del tacógrafo por uno...

Infracciones que determinan el riesgo de las empresas de transporte europeas

En el Diario Oficial de la Unión Europea se ha publicado la Directiva que incluye las infracciones que determinan el nivel de riesgo de...

Sanciones por el uso del tacógrafo cometidas en otro Estado miembro o tercer país

La modificación del Reglamento comunitario 561/2006 a principios de este mes, ha dado lugar a una modificación importante y es que ahora cualquier Estado...