Sanciones a partir del 5 de junio en Madrid por no reservar plaza para la carga y descarga

La zona de estacionamiento regulado de Madrid (más conocida como SER), en color e identificadas las diferentes zonas en el mapa, es en la que habrá que reservar plaza para cargar y descargar con carácter previo a su uso a través de la aplicación móvil Madrid DUM 360.

Aunque ya está en uso la aplicación Madrid DUM 360 para la reserva de las plazas para la carga y descarga en la capital, no es hasta el 5 de junio que el Ayuntamiento empezará a sancionar por no haber hecho uso de esta aplicación. Ya está operativa, por lo que si trabajas en Madrid de forma habitual es el momento de descargarte la aplicación y empezar a usarla.

Hasta el 5 de junio ha aplazado el Ayuntamiento de Madrid la obligatoriedad de que los transportistas autorizados para realizar la carga y descarga dentro de Madrid tengan que utilizar la aplicación Madrid DUM 360, para poder reservar previamente a su uso un espacio de carga y descarga.

Es decir, desde el 5 de junio no podrá utilizarse un estacionamiento reservado para la carga y descarga dentro del área SER, zona de estacionamiento regulado, sin haber hecho antes una reserva previa de ese espacio a través de la aplicación. Cada uno de estos espacios consta de una señalización específica, un número identificativo exclusivo y un código QR que permitirá la descarga de la aplicación Madrid DUM 360. Por cierto, DUM son las siglas de «distribución urbana de mercancías».

Señal identificativa de una plaza de carga y descarga en Madrid.

La aplicación, que está disponible en las plataformas de descarga de Apple y Android, ya está operativa y puede utilizarse. De hecho, desde FENADISMER recomiendan su uso, de forma que cuando llegue el 5 de junio esté perfectamente integrado en los procesos de trabajo de las empresas de transporte que operan dentro de la zona de estacionamiento regulado para cargar y descargar mercancías, ya sea en establecimientos o en domicilios.

Cómo funciona la aplicación Madrid DUM 360

El transportista que cuente con vehículos autorizados para realizar la carga y descarga dentro de Madrid 360 tiene que dar de alta sus vehículos en la aplicación Madrid DUM 360 (en esta Guía viene explicado de forma gráfica cómo utilizar la aplicación). Es la única forma en la que van a poder utilizarse estos estacionamientos a partir del 5 de junio próximo, porque, en caso de no haber hecho reserva y estar utilizando un espacio dedicado a ello, el vehículo será sancionado, como ahora cuando no se respetan los espacios, horarios, etc. para la carga y descarga.

Los espacios habilitados para la carga y descarga solo podrán ser utilizados por profesionales que tengan permiso de utilización de las reservas de carga y descarga, según la Ordenanza de Movilidad Sostenible de 2018, y que viene aplicándose ya para estas operaciones.

Para poder utilizar este estacionamiento reservado, el transportista habrá entrado en la aplicación y lo habrá reservado. A cambio obtendrá un «tique virtual», un título habilitante, en el que constará el número de identificación de la reserva, el momento de inicio del uso y la matrícula del vehículo. El tique no será válido para vehículos no habilitados ni fuera del horario de uso.

El tique tiene una duración máxima: 45 minutos con carácter general, que puede ampliarse en función de la categoría medioambiental del vehículo (hasta 67 minutos para vehículos con etiqueta ECO y 90 minutos para vehículos con etiqueta Cero), de la MMA o de las características de la actividad que vaya a realizar. La ampliación del tiempo tiene que solicitarla el profesional en la propia aplicación.

En la actualidad es un servicio gratuito, la reserva de plazas, pero no se descarta que en el futuro pueda estar sujeta a pago.

La aplicación Madrid DUM 360 posiciona el vehículo vía GPS (y es obligatorio llevar la localización activada para realizar estas funciones) y el usuario tiene que confirmar que se encuentra en esa posición con el número de identificación de la reserva. La aplicación verifica si el vehículo está autorizado e informa sobre la hora de finalización del estacionamiento reservado (y autorizado), emitiendo un tique virtual para comprobación y validación por parte de los controladores del servicio de estacionamiento regulado (SER) que operan en la calle.

El usuario puede conocer el grado de ocupación en tiempo real de los espacios de carga y descarga de un área concreta y ajustar su operativa en función de este grado de ocupación. Tiene que obtener un tique por cada operación de carga y descarga que vaya a realizar o por cada estacionamiento.

La información sobre la reserva se traslada «online» a la plataforma para el estado de las reservas que se actualiza en tiempo real y sirve para el control en la calle.

Acabado el trabajo y abandonada la plaza de estacionamiento, el transportista tiene que comunicar al sistema la finalización del uso de reserva para que figure como libre en la aplicación y puedan reservarla otros usuarios. En cualquier caso, el tique virtual se cierra automáticamente (es decir, considera que se ha terminado el servicio y el vehículo tiene que abandonar la plaza) si el usuario excede el tiempo de estacionamiento y, próximamente, cuando se aleje a cierta distancia sin haberlo cerrado.

La reserva de la plaza podrá realizarse cuando ya se esté estacionado en la misma o a una distancia de menos de 30 metros de la misma.

Las razones de esta aplicación «inteligente» para la gestión y control de la carga y descarga en Madrid

Los kilómetros/vehículo realizados por los vehículos de reparto en Madrid son el 10% de los kilómetros totales, sin embargo, son los responsables del 21% de las emisiones contaminantes de NOx que se producen en la ciudad y del 14% de CO2. Especialmente si tenemos en cuenta que la flota de reparto urbano no es especialmente moderna ni ecológica.

El reparto urbano de mercancías aumenta la congestión del tráfico, la intensidad de la circulación y las emisiones contaminantes. Además de contribuir al caos circulatorio en Madrid por la indisciplina en la normativa de la carga y descarga, con ocupación de espacios indebidos, etc.

La Estrategia de Sostenibilidad Ambiental Madrid 360 y el Plan de Movilidad Sostenible de Madrid incluyen medidas de control automatizado para la gestión de la DUM (distribución urbana de mercancías) y, en especial, para la reserva de los espacios de carga y descarga. El Plan de Movilidad Sostenible aprobado en julio de 2022 prevé crear un sistema de gestión y control de las plazas de la vía pública reservadas para la carga y descarga, junto con el desarrollo de una aplicación móvil para profesionales del sector. Y es esta aplicación de la que estamos hablando: Madrid DUM 360, disponible en Android y Apple.

Esta aplicación de uso obligatorio, que debería haber entrado en vigor en diciembre de 2022, se ha pospuesto al 5 de junio por problemas en la propia aplicación.

Las ventajas de establecer este sistema de reservas lo explica el propio Ayuntamiento en su web: «El uso del servicio de la carga y descarga inteligente aumenta la disponibilidad de plazas libres, la rotación y permite optimizar las rutas del operador, mejorando la eficacia en la gestión logística de la distribución urbana de mercancías, con el objetivo de reducir las emisiones contaminantes producidas por la realización de esta actividad económica

  • Suscríbete a nuestro boletín

NUESTROS DESTACADOS

Restricciones para camiones durante el puente de mayo 2023

Restricciones para camiones durante el puente de mayo 2023, entre el viernes 28 de abril y martes 2 de mayo. La celebración el lunes...

Restricciones a la circulación de camiones 2023

El Cuadernillo con las restricciones a la circulación de camiones 2023 en todo el territorio nacional ya está disponible, en formato PDF o revista....

Estaciones de recarga eléctricas cada 60 kilómetros y de hidrógeno cada 200 kilómetros en la red principal de autopistas europea

El 27 de marzo el Parlamento Europeo y el Consejo de ministros alcanzaron un ambicioso acuerdo en relación a la necesidad de disponer de...