El Consejo Europeo también quiere furgonetas sin emisiones de CO2 a partir de 2035

El Consejo Europeo también quiere furgonetas sin emisiones de CO2 a partir de 2035. Los ministros de Medio Ambiente de los países que integran la UE han dado el visto bueno a esta propuesta aprobada recientemente por el Parlamento Europeo, pero abriendo la puerta a la posibilidad de matricular vehículos térmicos después de 2035, únicamente si sus emisiones son nulas. El nuevo Reglamento también establecerá un objetivo intermedio en la reducción de las emisiones del 50% en 2030. 

El Consejo Europeo de ministros de Medio Ambiente ha acordado que las emisiones medias de CO2 de las furgonetas nuevas que se comercialicen a partir de 2030 sean un 50% más bajas que las emisiones medias de las vendidas durante 2021, mientras que a los turismos se les va a exigir una reducción del 55%. También se ha dado el visto bueno al objetivo de reducción del 100% de las emisiones para 2035 tanto para furgonetas como para turismos. 

El acuerdo se ha alcanzado, en parte, porque se considera que, con la modificación del Reglamento que regula el despliegue de la infraestructura necesaria para cargar las baterías de los vehículos eléctricos o repostar hidrógeno, se podrá realizar esta transición al disponer los usuarios de puntos de repostaje suficientes. 

Sin embargo, las reticencias de algunos países a las cero emisiones en 2035 han supuesto que se haya introducido una revisión de la normativa en 2026, que no estaba en el texto aprobado por el Parlamento hace unas semanas. En esta revisión se analizarán los avances tecnológicos que se produzcan hasta entonces, por si se pudiera prolongar más allá de 2035 el uso de las tecnologías híbridas enchufables, en función de que estén disponibles en el mercado combustibles sintéticos que supongan que las emisiones de esos vehículos sean nulas.

Sobre este punto, Frans Timmermans, vicepresidente de la Comisión Europea, organismo que se encargará de revisar los avances tecnológicos de los híbridos, ha afirmado en la rueda de prensa posterior al Consejo que “nada de lo que se ha decido hoy nos va a alejar de los objetivos fijados” en relación con la reducción de las emisiones de CO2. Y no ha podido ser más claro en su posición: “Los híbridos actuales no ayudan, pero si los fabricantes lo consiguen, se revisará” el Reglamento. “Aunque lo que vemos es que los fabricantes están optando por los vehículos eléctricos, mientras que los ecocombustibles, por ahora, no parecen muy realistas, sobre todo por su coste”.

Las negociaciones dentro del Consejo han sido complejas, ya que había países con posturas de partida totalmente opuestas, con estados que pedían acelerar el proceso hacia las emisiones cero, mientras que otros, como Alemania o Italia, querían retrasar el fin de los motores de combustión.  

Para conocer el texto definitivo del Reglamento de emisiones de furgonetas y turismos habrá que esperar a las negociaciones entre el Consejo y el Parlamento europeos, los denominados trílogos, ya que también participa la Comisión Europea, proceso en el que se debe encontrar una redacción de la normativa que solucione las diferencias entre el texto aprobado por el Parlamento y el del Consejo. Es decir, que el contenido definitivo del Reglamento no verá la luz antes del otoño.

En la misma reunión del Consejo Europeo de Medio Ambiente en el que se ha aprobado la revisión de las emisiones de CO2 de las furgonetas y turismos, los ministros de Medioambiente también han adoptado una posición común sobre:
– la incorporación del transporte al sistema de comercio de emisiones de la UE (EU ETS) a través de los distribuidores del combustible,
– las emisiones y absorciones de CO2 a través del uso de la tierra, el cambio de uso de la tierra y la silvicultura (LULUCF), y
– la creación de un Fondo Social para el Clima (SCF), a través del cual se concederán ayudas para facilitar la transición hacia la neutralidad en las emisiones de CO2.
Todas estas regulaciones forman parte del paquete de medidas «Objetivo 55», que reúne las normativas que deben permitir que las emisiones de CO2 de la UE sean en 2030 un 55% más bajas que las registradas en 1990.

  • Suscríbete a nuestro boletín

NUESTROS DESTACADOS

Aprobada la Ley de la Cadena de Transporte con el visto bueno del sector

El Comité Nacional ha dado el visto bueno finalmente al último texto entregado por el Ministerio y que recoge los preceptos mínimos exigidos para...

Cuándo el conductor puede hacer la carga y descarga en carga fraccionada

El Real Decreto aprobado por el Consejo de Ministros esta semana incluye la regulación de las operaciones de carga y descarga en carga fraccionada...

El nuevo sistema de cotización para los autónomos recibe el visto bueno de todos los interesados

Tras más de un año negociando lo que debe ser el nuevo sistema de cotización para autónomos, basado en sus ingresos reales, ha recibido...